0

26 de mayo de 2017

Bioinnovo lanza al mercado tratamiento contra la diarrea neonatal


La presentación de Bioinnovo IgY DNT fue encabezada por Alejandro Sammartino –subsecretario de Lechería del Ministerio de Agroindustria de la Nación–, junto con Amadeo Nicora y Jorge Winokur –presidente del INTA y de la firma Vetanco S. A., respectivamente–.

Bioinnovo lanza al mercado tratamiento contra la diarrea neonatal

En el corazón del huevo, la sanidad animal encontró una fuente de defensa que puso en marcha una historia de investigación y articulación. Así, Bioinnovo –la empresa de base tecnológica creada por el INTA y la firma Vetanco S. A.– lanzó al mercado un tratamiento novedoso para controlar la diarrea neonatal de terneros. Del acto, participaron Alejandro Sammartino, subsecretario de Lechería del Ministerio de Agroindustria de la Nación; Amadeo Nicora y Héctor Espina, presidente y director nacional del INTA, respectivamente; Jorge Winokur, titular de la firma Vetanco S. A.; Andrés Wigdorovitz, investigador y director de Bioinnovo; entre otras autoridades y especialistas.

“Innovaciones como Bioinnovo es lo que esperamos para la Argentina”, aseguró Sammartino. Se trata del primer producto biológico del mundo de origen nacional basado en inmunoglobulinas “Y” o anticuerpos IgY y representa una solución sanitaria a esta enfermedad, que puede afectar hasta el 60 % de los terneros en rodeos de cría y al 100 % en tambos.

Para Sammartino, “el desarrollo de este producto tiene una mirada moderna que sostenemos desde el Ministerio de Agroindustria, cuando pensamos en una lechería protagonista de los mercados”. Y reconoció: “Cuando se habla del crecimiento de la lechería parece una utopía, pero estamos convencidos de que se puede y allá vamos; ustedes demostraron que se puede creer en una utopía y realizarla”.

También remarcó la importancia de generar innovaciones para el futuro del sector que “atraviesa un escenario muy complejo, con muchos problemas”. En este sentido, señaló: “Estamos terminando el Plan Estratégico de la Lechería al 2025, cuyos lineamientos apuntan a la posibilidad de crecer al 5 % anual y esto se explica, entre otras cosas, con un crecimiento del rodeo nacional lechero que requiere este tipo de innovaciones”.

Además, sostuvo que “trabajar con productos innovadores será fundamental para acortar la brecha que se registra en los establecimientos”. En esa línea, expresó: “Sabemos que no va a alcanzar con ordenar los rodeos y necesitamos ser más competitivos”. Y agregó: “Nuestra política es crecer, generar proyectos y ojalá que estos se multipliquen en todas las regiones del país”.

“Innovaciones como Bioinnovo es lo que esperamos para la Argentina”, aseguró Sammartino.

A su turno, Nicora celebró la obtención de este logro que implicó un proceso de 15 años de investigación. “El rol fundamental del INTA es transformar el conocimiento en innovación para que sirva como base para el desarrollo de los territorios y, en ese sentido, necesitamos la alianza público-privada para que el conocimiento llegue a la sociedad”, reflexionó.

“El INTA sigue siendo una gran empresa productora de bienes públicos y lo importante es que los desarrollos generados a partir del dinero público lleguen a la sociedad en general y a los productores en particular”, expresó.

En tanto, Espina resaltó el trabajo de los especialistas y el potencial de la articulación para lograr este tratamiento. “Los verdaderos protagonistas son el grupo de científicos y técnicos que se juntó con empresarios dispuestos a arriesgarse en un país, donde el 25 % de la inversión sale del sector privado y el resto el sector público”, analizó.

Esta innovación “es el mejor ejemplo de valor agregado y, sin dudas, marca el camino que ilumina el sendero en forma conjunta”, sostuvo el director nacional del INTA.

Nicora: “El rol fundamental del INTA es transformar el conocimiento en innovación para que sirva como base para el desarrollo de los territorios”.

Para hacer frente a esta enfermedad endémica, se presenta al mercado veterinario “este producto innovador contra patógenos de importancia productiva que protege al ternero contra la diarrea, reduce el uso de antibióticos y no induce a resistencias bacterianas ni virales”, señaló Wigdorovitz, investigador y director de la empresa.

Bioinnovo, instalada en el Centro de Investigaciones en Ciencias Veterinarias y Agronómicas (CICVyA) del INTA Castelar, posee equipamiento modelo con una granja experimental y una planta para la producción de inmunoglobulinas (IgY). Además, tiene laboratorios de control de calidad y de investigación y desarrollo y un bioterio de experimentación.

Es la primera empresa de base tecnológica creada a partir de la Ley de Biotecnología, promovida por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva.

Es el primer producto biológico del mundo basado en inmunoglobulinas “Y” y es una solución sanitaria para una enfermedad que puede afectar hasta el 60 % de los terneros y al 100 % en tambos.

Bienestar para la crianza

Este tratamiento, no transgénico y con anticuerpos contra Rotavirus A, Coronavirus, Escherichia coli y Salmonella, “demostró en los ensayos clínicos veterinarios tener una alta eficacia contra estos virus que se multiplican en el tracto gastrointestinal”, señaló Viviana Parreño, directora del grupo de Virus Diarreicos en el Instituto de Virología del INTA Castelar, quien desarrolló el producto junto con las investigadoras Celina Vega y Marina Bok.

Actualmente, la repercusión económica de la enfermedad implica tratamientos veterinarios, inversión de tiempo y personal. “La mortalidad puede ser importante y llegar hasta el 20 % de terneros infectados, además de provocar retraso en el desarrollo de los animales afectados y disminución de su bienestar durante el proceso de crianza”, explicó Parreño.

La capacidad del producto contra los agentes virales y bacterianos asociados a este síndrome “lo posicionan como una solución frente a la enfermedad como tratamiento terapéutico, en cuadros de diarrea ya instalados y, a su vez, como preventivo incorporado al manejo de rutina de terneros en guachera”, reconoció Raúl Brega, director de Vetanco S. A.

La diarrea neonatal se ubica entre las principales causas de muerte de terneros, especialmente en aquellos de menos de un mes de vida, y es la responsable del 57 % de las muertes totales. Según Parreño, el producto Bioinnovo IgY DNT “tiene los anticuerpos que el ternero necesita para controlar este síndrome y puede incorporarse fácilmente en la leche al comenzar la lactancia”.

En su uso como preventivo, Bioinnovo IgY DNT reduce la excreción de los agentes infecciosos en materia fecal, fuente principal de contagio y, por lo tanto, disminuye la carga de patógenos en el ambiente, así como la morbilidad en rodeos.

“Los resultados muestran que, a partir de la utilización, se disminuye la carga viral en el ambiente y el grado de severidad de las diarreas, lo que evita el mal uso de antibióticos y potencia la estrategia natural de prevención que es la vacunación de las madres y la consecuente ingesta de calostro por parte del ternero”, indicó Wigdorovitz.

Por ser un producto no farmacológico, los investigadores destacan que Bioinnovo IgY DNT aumenta la vida útil de los antibióticos, al reducir su frecuencia y necesidad de uso. Su empleo sostenido no induce resistencias bacterianas ni virales y, además, favorece la salud intestinal y general del ternero.

La diarrea neonatal se ubica entre las principales causas de muerte de terneros, especialmente en aquellos de menos de un mes de vida, y es la responsable del 57 % de las muertes totales.

Fruto de la investigación

Bioinnovo IgY DNT está basado en inmunoglobulinas de yema de huevo de gallinas (IgY), que permiten controlar patógenos de importancia productiva, como la diarrea neonatal de terneros.

Este producto, único por su origen biológico, genera una mayor presencia del sistema inmune en la mucosa intestinal del animal, lo cual resulta estratégico si se considera que es el sitio de entrada de la mayoría de los agentes infecciosos que comprometen su vida.

Los investigadores del INTA Castelar inmunizaron gallinas contra cuatro agentes infecciosos que provocan diarrea en terneros y lograron huevos enriquecidos con anticuerpos específicos, que luego son secados para generar un producto en polvo que se incorpora a la dieta láctea del animal.

Actualmente, este tipo de enfermedad se previene mediante la vacunación de la madre durante la gestación. Los anticuerpos maternos se transmiten a las crías a través del calostro que toman durante las primeras horas de vida. Posteriormente, la protección disminuye gradualmente a medida que la madre produce más leche y menos calostro, momento cuando los terneros quedan desprotegidos contra los virus y las bacterias que circulan en el ambiente.

Imagen de previsualización de YouTube