4

20 de mayo de 2014

Manejo de plagas: hongos para controlar hormigas


El INTA desarrolló un hormiguero artificial en el que se parasitan a los insectos con microorganismos benéficos. Un manejo sustentable que se mostrará en INTA Expone del 27 al 29 de junio en Posadas, Misiones.

Manejo de plagas: hongos para controlar hormigas

Las hormigas cortadoras provocan intensos daños a los cultivos agrícolas y forestales, con pérdidas de hasta el 20 % de la producción. El forrajero de esta plaga consta de las etapas de selección, corte y transporte de material vegetal al interior del nido donde cultivan un hongo del cual se alimentan. A fin de controlar estos insectos, el INTA desarrolló una cría artificial de hormigas para estudiar el efecto de los hongos entomopatógenos como una medida de control. Esta tecnología se mostrará en INTA Expone NEA del 27 al 29 de junio en Posadas, Misiones.

Roberto Lecuona –director del Instituto de Microbiología y Zoología Agrícola (IMyZA) del INTA Castelar– destacó las ventajas del control microbiano de hormigas cortadoras con hongos entomopatógenos por tratarse de “una estrategia sustentable que preserva la salud humana y la seguridad ambiental, al tiempo que habilita la certificación de empresas forestales a través de organizaciones internacionales para promover un manejo forestal responsable”.

Así, a fin de seleccionar las mejores cepas de hongos –de las especies Beauveriabassiana y Metarhiziumanisopliae– para el manejo de la plaga, se estableció la cría artificial de los dos géneros hormigas cortadoras más importantes (Atta y Acromyrmex) en un hormiguero artificial para hacer ensayos en laboratorio y, luego en el campo.

“Aprovechamos el comportamiento de las hormigas que ingresan el material vegetal al hormiguero para cultivar, en su nido, un hongo del cual se alimentan, resulta sumamente útil desarrollar cebos con el hongo entomopatógenos para el control de la plaga. Así, se evita el daño ambiental que generan los insecticidas químicos”, detalló Lecuona.

Los hongos entomopatógenos son un grupo de microorganismos benéficos que tienen la particularidad de parasitar a diferentes tipos de artrópodos –insectos y ácaros– y de encontrarse en los hábitats más variados. Estos, pueden ser producidos y formulados como micoinsecticidas para ser empleados como cebos o en aplicaciones líquidas.

A fin de controlar estos insectos, el INTA desarrolló una cría artificial de hormigas para estudiar el efecto de los hongos entomopatógenos como una medida de control.

El hormiguero, entre las innovaciones

Del 27 al 29 de junio en Posadas, Misiones, INTA Expone NEA reunirá todos los desarrollos del organismo a favor de las principales cadenas productivas de la región. El hormiguero artificial será algunos de los aportes técnicos que se expondrán en el Salón de Innovaciones de la muestra.

Con entrada libre y gratuita, la novena edición de la muestra agropecuaria no comercial más grande de Latinoamérica dará una segunda vuelta por el noreste argentino, para representar en 13 hectáreas a los sectores productivos de Misiones, Corrientes, Chaco y Formosa.

Organizada en tres grandes ambientes: la Selva Paranaense, los Ecosistemas correntinos y el Parque chaqueño y bajo el lema “Ambiente, cultura y desafíos”, INTA Expone exhibirá innovación y procesos de agregado de valor en origen para diferentes estratos productivos, con la mirada puesta en el desarrollo territorial.